Avanza el proyecto a gran escala de producción de cannabis medicinal en San Juan

0
212

Por Infonegocios

Una firma canadiense y otra norteamericana han comenzado las negociaciones para instalarse en la provincia cuyana. La empresa Wayland ya compró 819 hectáreas en el municipio de Sarmiento con una inversión de US$ 8,5 millones. Y el gobierno de Uñac confirmó que también quiere instalarse la norteamericana Green Leaf.

El propio gobernador Sergio Uñac sorprendió en los últimos días de diciembre con el anuncio de una inversión de US$ 8,5 millones en San Juan en la compra de 819 hectáreas para la plantación de cannabis – planta de marihuana – con fines terapéuticos.

Los inversores son dos: la empresa canadiense Wayland y la estadounidense Green Leaf, especializadas en la producción de aceite de cannabis y derivados que provienen de la marihuana.

El ministro de Gobierno de San Juan, Emilio Baistrocchi, es el vocero oficial en un tema sensible que depende de “la factibilidad legal” para poder producir ese aceite en Argentina y de normativas provinciales y nacionales para poder comercializarlo. El consumo medicinal del cannabis fue aprobado por ley el año pasado pero, para cultivar, es necesaria la intervención del INTA o del Conicet.

La zona en la que están las plantaciones de Wayland es el municipio de Sarmiento, a 80 kilómetros al sur de la ciudad de San Juan y en el límite con Mendoza, con condiciones óptimas para este cultivo debido al clima árido y la altitud que produce amplia variación térmica entre el día y la noche. En su geografía se encuentran las lagunas de Guanachache.

El diario sanjuanino Tiempo de Cuyo, informó que “la meta del gobierno de Uñac es que el cannabis se cultive y procese en San Juan”. Para eso, es necesario un laboratorio medicinal.

El gobernador remarcó la inversión: “La industria del cannabis medicinal es una de las áreas de negocios de mayor crecimiento en el mundo, tanto por lo que implica en el sector de la salud como por el alto rendimiento económico por hectárea. Wayland encontró en nuestra provincia un lugar ideal debido al clima”.

Wayland es un cultivador y procesador de cannabis verticalmente integrado. La compañía se fundó en 2013 y tiene su sede en Burlington, Ontario, Canadá y Munich, Alemania, con instalaciones de producción en Langton, Ontario, donde opera un negocio de cultivo, extracción, formulación y distribución de cannabis bajo licencias federales del gobierno de Canadá. La compañía también tiene operaciones de producción en Dresde, Sajonia, Alemania, Regensdorf, Suiza, Allesandria, Piamonte, Italia, Ibagué, Colombia, Londres, Reino Unido y ahora Argentina.

Wayland destacó las obras de ingeniería que posee San Juan por el impulso de la minería: “La construcción reciente de 120 MW de producción de energía hidroeléctrica, nuevas rutas y un grupo de mano de obra altamente calificado, con una rica historia de producción agrícola”, dijo Ben Ward, CEO del Grupo Wayland.

La otra empresa que tiene avanzadas las negociaciones con UñacGreen Leaf, es uno de los primeros impulsores de la producción, fabricación y distribución de productos de cannabidiol derivados del cáñamo industrial. Sin embargo, no han trascendido detalles de dónde piensan instalarse.

Para qué se usa el cannabis

La firma Wayland Group dio detalles de una de las dudas que a la mayoría de los ciudadanos se les presenta. La planta que produce el cannabis para uso medicinal, ¿es la misma que se cultiva para producir marihuana?

La planta de cannabis tiene dos principales componentes activos, el CBD, el cual se utiliza para uso medicinal y el THC el cual es psicoactivo. Por lo general, lo que la gente fuma como droga recreativa son plantas que contienen THC, a veces hasta un 25% por volumen de este psicoactivo y menos de un 1% del activo medicinal.

Wayland ha desarrollado genéticas de cannabis que contienen 20% de CBD, lo que cura, y menos de 1% de TCH (lo que droga). “En Argentina, la empresa no venderá la planta o las flores que podrían ser fumadas”, asegura la prensa sanjuanina.

La compañía extrae sólo el CBD a través de procesos muy sofisticados para asegurar que el producto no contenga ninguna cualidad psicoactiva, al punto que puede ser administrado a niños.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here